Deportes

5 historias olvidadas de Riquelme: su apodo en la intimidad, por qué el Barcelona dudó en ficharlo y el permiso especial que le dio Russo en 2007

Juan-Roman-Riquelme-entrenamiento-Boca
En el día de su cumpleaños número 42, algunas perlitas de su trayectoria como futbolista (Foto Baires)

Pases, gambetas, caños, lujos, partidos, campeonatos, copas… Cuántas cosas involucraron a Juan Román Riquelme a lo largo de su carrera deportiva. Desde la época en la que mostraba su carácter en los potreros jugando contra gente mayor hasta sus pinceladas en las juveniles argentinas, las inferiores de Argentinos Juniors y el salto a Boca y la Selección Mayor.

Y entre tanta agua que corrió bajo el puente vale la pena destacar algunas perlitas olvidadas, poco conocidas y todavía no descubiertas incluso por los más fanáticos del ídolo xeneize. El repaso en el día de su cumpleaños número 42.

1. EL APODO EN LA INTIMIDAD

captura cris Riquelme instagram
La revelación de uno de sus hermanos

Si uno acude a su perfil de Wikipedia se encontrará con varios sobrenombres: Torero, El Último 10 y el Señor Fútbol. El clásico y más popular es Román, el segundo nombre que figura en su documento. Y de chico algunos lo llamaban por Cabezón, ya que al ser flaco y espigado sobresalía su cabeza. Pero con el correr de los años adquirió otro mote seguramente desconocido por muchos.

Sata, apócope de satanás, es como lo llaman algunos amigos e integrantes de su entorno. El apodo íntimo fue prácticamente autoimpuesto por Román, que empleaba mucho esa palabra para dirigirse ante los suyos. “¿Cómo andás, Sata? ¡Hoy gana Boca, Sata! ¿Tomamos unos mates, Satanás?”. Sus expresiones empezaron a ser devueltas por sus conocidos, que hasta la actualidad se encariñaron con ese alias (incluso así se refiere a él su hermano Cristian en algunas publicaciones en las redes sociales).

2. LA PROPUESTA DE RIVER QUE RECHAZÓ

Los colores de Boca, impregnados ya de pequeño
Los colores de Boca, impregnados ya de pequeño

Antes de sumarse a las inferiores de Boca, Román pudo haberse incorporado a las del Millonario. La historia salió a la luz hace algún tiempo y él aportó detalles respecto a esta cuestión. Su padre, Cacho, detalló en una nota con Infobae: “Fue cuando dos empresarios se lo compraron a Argentinos y negociaron con River. También lo quería el Valencia de España. Marcos Franchi, el representante, habló con Pedro Pompilio y le avisó que a Román no le importaba cuánto iba a ganar, que quería jugar en Boca. Interesaba en el club, pero no lo querían sí o sí. Hoy hay hinchas de River que se lo cruzan en la calle y le dicen que tendría que haber jugado en ese club”.

Riquelme ha llegado a declarar públicamente que su familia, de sangre xeneize, jamás le hubiera perdonado el hecho de ponerse la camiseta con la banda roja. “Tengo mucho respeto por River y estoy agradecido por cómo me trataron cuando jugué en su cancha con la Selección, pero no tengo camisetas de River en casa”, dijo alguna vez.

3. POR QUÉ EL BARCELONA DUDÓ EN FICHARLO

Riquelme, Gaspart y van Gaal el día de su presentación en Barcelona (REUTERS/Gustau Nacarino)
Riquelme, Gaspart y van Gaal el día de su presentación en Barcelona (REUTERS/Gustau Nacarino) (Reuters Photographer/)

El Barça empezó a seguir de cerca a Riquelme después de su maravillosa actuación ante Real Madrid en la Intercontinental del 2000. Sin embargo, recién concretó su compra a mediados de 2002, luego de que el Boca del Maestro Tabárez fuera eliminado de la Copa Libertadores frente a Olimpia de Paraguay.

Joan Gaspart, ex presidente del Barcelona, tenía debilidad por el enganche argentino. Él fue el principal impulsor de la idea de tener en la plantilla culé a Román, pese a que no encajaba en el estilo del entrenador de turno, Louis van Gaal. Fueron largos meses de investigación y averiguaciones. Roberto Digón, hoy vicepresidente tercero de Boca y en aquel momento integrante de la comisión directiva presidida por Mauricio Macri, brindó detalles.

“Fui a España en el receso de mitad de año 2001. Nos encontramos en Marbella y tuvimos dos o tres reuniones. Recuerdo que tenían algunas dudas respecto al carácter de Román, sobre todo por la disputa pública que había tenido con Mauricio. Yo se las despejé admitiendo que, como comisión directiva, no habíamos cumplido con él”, reveló sobre el diálogo que mantuvo con Gaspart cenando en un balneario de Marbella.

4. CÓMO PRACTICABA LOS TIROS LIBRES EN LAS PRÁCTICAS

Riquelme fue uno de los mejores ejecutores de tiros libres del mundo (NA)
Riquelme fue uno de los mejores ejecutores de tiros libres del mundo (NA)

Un ex compañero en Boca aportó un elemento clave para comprender cómo Riquelme se volvió experto en la ejecución de tiros libres. Adrián Guillermo declaró en una entrevista: “Las cosas que hacía Román en los entrenamientos eran increíbles. No se las vi hacer a nadie. Tiraba caños, y los tiros libres los practicaba descalzo. De diez, nueve eran gol y el otro pegaba en el palo. Un genio”.

Años después, en una práctica con la selección argentina en la que ensayaba faltas directas al lado de Lionel Messi, fue puesto de ejemplo por Alfio Basile. “Nene, soltá el pie, por favor. Dale precisión, no necesitás tanta violencia”, vociferó el Coco, entrenador albiceleste, a la Pulga. Y le encomendó poner atención a las ejecuciones de Román.

5. EL PERMISO ESPECIAL DE RUSSO EN LA LIBERTADORES 2007

(Infobae)

Riquelme regresó al club a préstamo a principios de año con el objetivo de alzar otra vez la Copa Libertadores. El resultado no solamente fue la conquista sino la exhibición de una de las mejores versiones de su carrera. Para eso hubo una estrategia planteada por Miguel Ángel Russo, actual y otrora DT xeneize.

“Mirá, Román, los partidos de visitante de la primera rueda no los jugás, jugás los de local. Eran viajes largos, Toluca era muy lejos y Cienciano en Perú. Entonces me dijo de jugar los fines de semana por el campeonato y los de local en Copa”, contó el enganche. “Como usted diga, Miguel”, fue su respuesta.

A Boca no le fue nada bien en esa Copa en condición de visitante: empató 0-0 con Bolívar en La Paz (Riquelme estaba por llegar a Argentina), cayó 2-0 con Toluca en México y perdió también 3-0 con Cienciano en Cusco. Sin embargo su perfecto andar en casa con goleada incluida 7-0 a los bolivianos en la última jornada le permitió pasar a los octavos de final. Román fue adquiriendo ritmo físico y futbolístico y deslumbró en las fases de mata o muere.

SEGUÍ LEYENDO:

Hermano menor y amigo íntimo: la desconocida historia de Cristian Riquelme, la mano derecha de Román

Quiénes eran los dos jugadores en los que se inspiraba Juan Román Riquelme cuando era una promesa

Riquelme publicó una reflexión de Bianchi en el 20° aniversario de su primera Libertadores con Boca y les dejó un mensaje a los hinchas

La aventura de Riquelme en Barcelona: el “plan Bianchi”, los conflictos internos y el día que “resucitó” al que era en Boca

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar