Deportes

“Cuando venía a Argentina, Messi era un pibe triste”: el análisis de Diego Latorre que se viralizó en las redes

Desde el 10 de julio de 2021, la carrera y vida personal de Lionel Andrés Messi cambió abruptamente. La conquista de la Copa América en tierra brasileña lo liberó, al punto tal de mostrarse de otra forma frente al público. Y eso puede llegar a repercutir en lo futbolístico, ya que sin el peso de tener que ganar algo con la Selección Mayor, puede llegar a potenciar su nivel a los 34 años.

En el regreso del público a las canchas argentinas, la Pulga regaló un hattrick frente a Bolivia por las Eliminatorias Sudamericanas para encender el sueño mundialista otra vez. Y como si fuera poco, superó a Pelé como máximo artillero de selecciones en el continente. Luego de su brillante actuación, Diego Latorre hizo un análisis que se viralizó en las últimas horas.

“Nos sentimos solo valorados en el triunfo. Lo único que sirve es ganar, él conoce las reglas y sabe cómo es. Entonces él siente que ya compensó todo, ya las deudas están pagadas. Y está más liberado lamentablemente”, comenzó el ex futbolista que ganó la Copa América del 91 con la Albiceleste. Y continuó: “Porque es cierto, Messi no cambia la personalidad, Messi ha sido un chico humilde, un chico sensible, un chico amable, un chico respetuoso y en todo el mundo se ha ganado ese respeto pero cuando venía acá era un pibe triste, que un poco tenía que pedir permiso hasta para festejar un gol o sacarse una foto en Instagram porque si él no triunfaba, todo lo que hacía no servía. Es una mala mirada, es cruel, es una mirada muy cruel del argentino. Del argentino digo en el mundo del fútbol que es así exitista”.

La observación de Gambetita no se detuvo allí: “Él lo ha soportado más que nadie sobre todo porque en Barcelona tuvo éxitos excepcionales y venía acá y no podía ganar una Copa América, algo que podía estar al alcance sobre todo de un tipo que se llama Messi. Y tuvo que esperar hasta los 34 años, y por suerte, y por eso lo valoro: porque otros se hubiesen rendido”.

Para el epílogo, Latorre valoró el hecho de que Messi, quien no pudo contener las lágrimas de emoción el pasado jueves en el estadio Monumental, volviera a intentarlo una vez más pese a no tener la necesidad de hacerlo: “Él, desde la comodidad de sus millones de dólares, está mal dicho pero hay que valorizarlo también en este momento, desde el confort que puede dar la camiseta 10 del Barcelona, del prestigio que tiene a nivel mundial, el tipo se arremangó y dijo ‘bueno, yo con una nueva camada de jugadores vengo acá y voy a poner la cara una vez más’, después de todo el proceso de frustraciones. La puso y por eso yo lo celebro, porque no todos son capaces de perseverar cuando tienen ya los galones acá. Viste, cuando vos tenés los galones acá decís ‘bueno, voy por una más’. Él fue por una más y la ganó”.

SEGUIR LEYENDO:

“Caneta”, “histórico” y “golazo”: la euforia de un relator brasileño en el primer gol de Messi contra Bolivia que se hizo viral

Marcelo Bielsa hizo un profundo análisis sobre la industria del fútbol: su revolucionaria idea para mejorar el juego

Las perlitas de la noche soñada de Messi en la goleada de Argentina: un gesto especial en el primer gol, el otro récord y una actitud de líder

Así fue la reacción de Messi y Paredes cuando vieron la decoración temática del Monumental por el título de campeón de América

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar