Política

Pese a la puesta en vigencia del pase sanitario en PBA, no aumentó el ritmo de aplicación de la segunda dosis en la última semana

El 21 de diciembre comenzó a regir el pase sanitario en la Provincia de Buenos Aires, pero sin embargo no aumentó – al menos hasta ahora – el ritmo de aplicación de la segunda dosis requerida para completar el esquema vacunatorio obligatorio en la última semana respecto de la semana anterior. Sí registró una leve suba el lunes y martes. La medida había sido anunciada por la administración de Axel Kicillof hace 15 días frente al principal inconveniente con el que se enfrenta el plan de vacunación en la Provincia: más de dos millones de personas que no se presentaron a recibir la segunda dosis contra la COVID-19.

En ese contexto y ante la suba del 53% en los nuevos casos registrados en la última semana en PBA, la aparición de la variante Ómicron y el relajamiento en las medidas de prevención, el gobierno bonaerense decidió aplicar un pase sanitario que obliga a contar con las dos dosis para asistir a eventos masivos, a actividades culturales, deportivas, religiosas, recreativas en lugares cerrados, así como trámites públicos ante organismos provinciales, gubernamentales y privados, si se trata de lugares cerrados. También es desde esta semana obligatorio para empleados que realicen atención al público, en entidades públicas o particulares.

Sin embargo, el anuncio de la medida y su puesta en marcha todavía no rindió los resultados esperados. El promedio de aplicaciones diarias de la segunda dosis en los últimos 7 días en territorio bonaerense registró un descenso del 2%, respecto de la semana previa. Pasó de 36.505 aplicaciones diarias (promedio semanal del 15 al 21 de diciembre) a 35.618 inoculaciones (del 8 al 14 de diciembre). Así surge del análisis de los números oficiales de la Provincia de los últimos 14 días realizado por la Unidad de Datos de Infobae.

El pico se dio este martes 21, cuando empezó a regir el pase en la Provincia y se aplicaron 50.000 segundas dosis, según le informó el Ministerio de Salud bonaerense a este medio, ya que el número no estaba aún cargado en la web de la Sala de Situación al cierre de esta nota. El día que más segundas dosis se aplicaron en el mes fue el 7 de diciembre, 71.306, cuando se conoció la decisión de la administración bonaerense. Pero desde esa fecha no volvió a producirse esa cantidad de aplicaciones diarias.

Desde el Ministerio de Salud bonaerense justificaron que, al haber un feriado en la semana, el promedio semanal “no es comparable”. Los feriados y los fines de semana la cantidad de aplicaciones se reduce, pese a que los expertos recomiendan sostener el ritmo, especialmente ante la llegada de la variante Omicron que contagia aún a los inmunizados, aunque en forma más leve. Sin embargo, si se excluye en el cálculo semanal el feriado del 8 de diciembre y se contabiliza el día hábil anterior (7 de diciembre), los números dan peores resultados: la aplicación de la segunda dosis en la última semana bajó el 18% respecto de la anterior.

Aún hay 2.200.574 bonaerenses esperando la segunda dosis, el 13% de la población, según los datos de vacunación según Sala de Situación del Ministerio de Salud provincial.

En cuanto a la primera dosis, el ritmo diario fue de 18.439 aplicaciones (promedio semanal) en los últimos siete días, un 9% más que la semana previa, según el análisis de la Unidad de Datos de Infobae. “En PBA, más del 80% ya tiene la dosis uno″, resaltaron desde la cartera sanitaria bonaerense. En efecto, para una población total de más de 17 millones de habitantes, el 83% tiene la primera dosis, contra el 70% que tiene el esquema vacunatorio completo.

Desde el ministerio a cargo de Nicolás Kreplak prefirieron destacar el acumulado de todas las dosis aplicadas el lunes y martes de esta semana. “Ayer y antes de ayer (por el martes 21) tocamos las 150 mil aplicaciones, algo que no pasaba hacía bastante días”. En efecto, si se suma la aplicación de la primera, de la segunda, de la tercera y de la dosis de refuerzo, el lunes se alcanzaron las 149.325 aplicaciones, y el martes, las 147.000.

Pero estos números en gran parte se deben al aumento significativo en la aplicación de las dosis de refuerzo en la última semana respecto de la anterior, el 209%. Se inocularon 80.195 el lunes y 60.000 el martes. “Después de haber recibido el esquema primario recomendado, lo que hace (la dosis de refuerzo) es reforzar la inmunidad en forma periódica y eso es al menos 6 meses después de haber recibido el esquema primario”, señaló en su momento Vizzotti el 26 de octubre último al anunciar una dosis extra a los mayores de 50 años que fueron vacunados con Sinopharm y a los inmunocomprometidos de cualquier edad. Los bonaerenses que tienen esta son el 4% de los que viven en el territorio.

La aplicación de la tercera dosis – o dosis adicional- registró en la última semana, en cambio, una baja del 6% respecto de los siete días previos. El martes 21 se aplicaron 11.000 dosis, según informaron en la cartera de Salud bonaerense, un número en leve ascenso aunque el pico había sido el 13 de diciembre cuando fueron inoculados 16.187 bonaerenses. Solo el 5% de los que tienen residencia en la Provincia la recibió hasta ahora. “La tercera dosis complementa el esquema primario de vacunación para ampliar la protección”, afirmó en octubre la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti.

Desde la cartera de Kreplak explicaron a Infobae que “la baja en la tercera dosis es porque se dio primero a un universo de 1.1 millones que ya se terminó”.

En la última semana, del 15 al 21 de diciembre, el promedio de nuevos casos de coronavirus en la provincia de Buenos Aires aumentó el 53% respecto de la anterior. Pero si se la compara con las cifras del 7 de diciembre, el aumento fue del 144%, en línea con la suba a nivel nacional. Pasó de un promedio de nuevos casos diarios de 792 a 1.935 el martes pasado.

Visualizaciones interactivas: Daniela Czibener

SEGUIR LEYENDO:

COVID-19: las provincias analizan ampliar el alcance del pase sanitario y reforzarán la vacunación en todas las edades

“El beneficio de la medida no es significativo”: Fernán Quirós explicó por qué no cree conveniente pedir pase sanitario en la Ciudad

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba