Política

Tabaré Viera, ministro de Turismo: “Uruguay espera reciprocidad por parte de Argentina en el manejo sanitario”

Tal como informara Infobae, la imprevista disposición de las autoridades sanitarias respecto a la prohibición de reingreso al país de embarcaciones deportivas procedentes de puertos de Uruguay por no ser éstos considerados “corredores seguros” tomó por sorpresa a las autoridades turísticas y portuarias de Uruguay. Por estas horas, más de 200 embarcaciones no pueden zarpar del puerto más importante del Departamento de Maldonado por no tener autorizado su ingreso a aguas argentinas.

Lacalle-Pou-Yacht-club-Punta-del-Este
El Presidente Luis Lacalle Pou junto a su esposa Lorena Ponce de León en el puerto de Punta del Este (Claudia Ferreyra)

Luego de compartir una navegación entre Punta del Este y la isla de Lobos y en diálogo exclusivo con este medio, el Ministro de Turismo del Uruguay, Tabaré Viera, informó que – con un criterio opuesto al de Argentina- a partir de hoy ciudadanos y extranjeros residentes que cursen COVID-19 podrán regresar al país si viajan en burbuja sanitaria ya que no se puede dejar abandonados a quienes viven en el Uruguay sean o no ciudadanos del país.

— Bajo el argumento de imposibilidad de ejercer un adecuado control sanitario, Argentina no permite el reingreso al país de turistas procedentes de Uruguay en embarcaciones deportivas o de recreo, ¿Evalúa su gobierno realizar alguna gestión binacional al respecto?

Tabaré Viera
Ministro Tabaré Viera "Esperamos reciprocidad de Argentina respecto a la cuestión sanitaria en fronteras".

— Sin duda que cada país tiene soberanamente sus decisiones y sobre todo en materia sanitaria. Siempre es bueno trabajar coordinadamente y es lo que tratamos de hacer. En los próximos días concurriremos a la Feria Internacional de Turismo de Madrid y allí también estarán nuestros colegas de Brasil y Argentina con quienes conversaremos sobre el tema. Lo que Uruguay ha hecho en el día de hoy es firmar un decreto mediante el cual se habilita un corredor turístico para aquellos compatriotas que han quedado varados fruto de estar cursando COVID-19. Hay que tener en cuenta que, en la actual situación de la pandemia, si bien han crecido exponencialmente los casos, no así la gravedad de los mismos; es por ello que hemos autorizado que quienes regresan en vehículos particulares puedan constituir una burbuja sanitaria en su propia casa. Es de esperar la recíproca, ya que se trata de rescatar a los compatriotas que muchas veces llegan incluso a tener dificultades económicas y ante un percance de este tipo deben afrontar gastos extras en un país extranjero.

Lacalle-Pou-Yacht-club-Punta-del-Este
"Vení a gobernar a la Argentina" fue la frase más escuchada entre los argentinos que se acercaron a saludar al primer mandatario (Claudia Ferreyra)

— Ministro, la pandemia significó un trastorno a nivel turístico para casi todos los países del mundo. En el caso particular de Uruguay al virus se le suma la crisis económica de Argentina. ¿Cómo ha repercutido este último factor en la presente temporada?

— Se siente, si bien el turismo interno es importante, al ser Uruguay un país con pocos habitantes, la actividad turística del país apunta al turismo receptivo y si bien la reapertura de fronteras trajo aparejado un aumento del flujo turístico, el 65% del turismo en Uruguay es de origen argentino, el 16 es brasilero y luego de otros orígenes en forma descendente. La ausencia se nota pero creo que se debe a varios motivos. Seguramente toda esta situación de inseguridad sanitaria hace que mucha gente prefiera quedarse en su casa.

— ¿Tiene datos acerca de la evolución del turismo uruguayo en plazas argentinas en virtud de la ventaja cambiaria?

— No manejamos datos estadísticos aún, pero seguramente la situación sanitaria y también todas las inseguridades relacionadas con las políticas aplicadas en los pasos de frontera que implican el riesgo a quedar varados fuera del país han determinado que la salida de uruguayos al exterior haya sido menor.

Consultado sobre los motivos de la visita del presidente Luis Lacalle Pou al puerto de Punta del Este, el funcionario sostuvo que se trataba de algo planeado desde hace algún tiempo a partir de una iniciativa del intendente de Maldonado, Enrique Antia, relacionada con la explotación del eco turismo en la isla de Lobos considerada como uno de los mayores santuarios de lobos marinos del planeta.

Lacalle-Pou-Yacht-club-Punta-del-Este
El yate de recreo "Black Beauty" de un conocido empresario uruguayo fue el elegido para trasladar al mandatario hasta la isla de Lobos (Claudia Ferreyra)

Por otra parte, la presencia en el lujoso yate “Black Bauty” – que trasladó al primer mandatario hasta la isla de Lobos- de funcionarios de la administración portuaria confirmó la versión que cobró vigor durante las últimas horas de la jornada del pasado jueves y que abonaron la idea de que el Presidente Lacalle Pou quería recibir de primera mano un informe sobre los trastornos operativos que sufre el puerto deportivo a partir de la imposibilidad de zarpada de barcos que ya deberían estar de regreso en Argentina.

De hecho antes de abandonar las instalaciones del puerto deportivo, Lacalle Pou hizo una breve escala por las instalaciones del Yacht Club Punta del Este, una de las entidades que más sufre las consecuencias de la medida dispuesta por las autoridades sanitarias argentinas.

Cruceristas enojados

Infobae dialogó con varios propietarios de embarcaciones de bandera argentina quienes se manifestaron sorprendidos por los argumentos esgrimidos por las autoridades de la cartera sanitaria que conduce Carla Vizzotti. “Nos dicen que no podemos regresar a bordo de nuestros barcos porque el Estado Nacional no puede certificar nuestra condición sanitaria y el cumplimiento del testeo obligatorio por falta de personal, pero cuando entrás al país en ferry o en avión los que te controlan son los empleados de la empresa de transporte. El estado tampoco está”, sostienen los varados.

Lacalle-Pou-Yacht-club-Punta-del-Este
La próxima semana el Yacht Club Punta del Este recibe a los veleros integrantes de la tradicional "Copa Rolex" `por lo cual resulta necesario liberar las amarras (Claudia Ferreyra)

No son pocos lo que le atribuyen un sesgo ideológico a la imprevista restricción de ingreso al país. Por otra parte, muchos trabajadores que cumplen tareas a bordo de estas naves ven dificultado su regreso al no poder abandonar las embarcaciones que tripulan en virtud de su responsabilidad profesional, al tiempo que la prolongada estadía en Uruguay los lleva al incumplimiento de compromisos contraídos con otros propietarios de barcos de recreo que deben cruzar desde Argentina hacia el exterior. “Los dueños del buque que tripulo ya están de regreso en Buenos Aires hace una semana, aquí el más perjudicado es el trabajador marítimo que vive de cruzar embarcaciones de un lado al otro del Río de la Plata”, sostiene Carlos quien es piloto de yate matriculado.

Durante su traslado a pie por uno de los muelles del puerto de Punta del Este, Luis Lacalle Pou fue vivado por varios argentinos al tiempo que varias embarcaciones hicieron sonar sus sirenas en señal de saludo a su presencia en el lugar.

Las autoridades sanitarias argentinas por su parte han señalado que tienen la voluntad de regularizar la situación pero sostienen que dentro de las prioridades que maneja Sanidad de Fronteras la repatriación de embarcaciones de lujo no está entre las primeras.

SEGUIR LEYENDO

“Venga a gobernar la Argentina”: el pedido de un grupo de turistas argentinos a Lacalle Pou en Punta del Este

Una traba burocrática complica el regreso de unos 200 barcos argentinos del puerto de Punta del Este

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba