Política

Con un guiño de Macri, Grindetti sale a jugar en provincia de Buenos Aires y complica la estrategia de Santilli

Mauricio Macri se reunió con Néstor Grindetti

La pelea por las candidaturas ya están lanzadas y, mientras se especula con quién puede ocupar el Sillón de Rivadavia a partir del 10 de diciembre del 2023, nadie pierde de vista la provincia de Buenos Aires, en especial, Juntos por el Cambio.

Mientras más parece ordenarse el Frente de Todos, o por lo menos esconder más sus diferencias, como un acto refractario Juntos por el Cambio empieza a mostrar mayores fracturas. Y la pelea por las candidaturas es la expresión de ese conflicto.

Hace unos meses atrás, en la oposición la discusión para la provincia de Buenos Aires parecía encaminarse en una disputa por liderar la fórmula entre el radicalismo y el PRO. Sin embargo, ese escenario cambió y ahora los amarillos se preparan para una fuerte competencia interna ya que al “candidato natural” que parecía representar Diego Santilli luego de las elecciones de medio término, se le sumó competencia representada por el presidente del bloque del PRO en Diputados, Cristian Ritondo, y, en los últimos días, comenzó a blanquearse las intenciones del intendente de Lanús, Nestor Grindetti.

Mientras Ritondo pelea contra los dichos de Carrió y Santilli, trata de encontrar su lugar en la Cámara de Diputados y realiza incursiones quirúrgicas en la provincia, Grindetti busca avanzar.

En el entorno del intendente saben que es el que menos conocimiento público tiene de los tres, pero entienden que puede crecer ya que “tiene gestión para mostrar”. Tiene dos mandatos consecutivos en Lanús y, además, fue ministro de Economía durante las dos gestiones de Macri como jefe de Gobierno porteño. Con pasado ligado a la empresa de la familia Macri como ejecutivo de Socma, hoy es el único que muestra fotos con el ex presidente en lo que muchos leen como una señal de acompañamiento.

Grindetti y Macri

La madre de todas las batallas mostrará un ganador en las PASO si es que no hay un acuerdo antes, como es el que tienen Ritondo y Grindetti. “Se conocen hace 20 años y tienen una muy buena relación y acordaron que se lanzan manteniendo códigos: sin golpes bajos y el que llega mejor a marzo del año que viene es quien sigue y el otro acompaña”, explican en el entorno del intendente.

El acuerdo no incluye a Santilli, del que Grindetti fue el jefe de campaña de las últimas elecciones y la relación no quedó en buenos términos. En Lanús observan con malos ojos lo que entienden es una actitud arrogante de parte del candidato de Horacio Rodríguez Larreta y aseguran que “El Colorado” fue “quien empujó está decisión” y que “no se la vieron venir”.

Para los dirigentes del PRO bonaerenses que están encolumnados con Grindetti y Ritondo, el problema a futuro es que hoy el escenario es el de una interna y dividir votos porque entienden que no hay un posible acuerdo con Santilli.

Diego Santilli, Omar De Marchi y Horacio Rodríguez Larreta
Diego Santilli, Omar De Marchi y Horacio Rodríguez Larreta

“Puede ser que gane el Colorado y el resto se va a encolumnar, el problema es que lo van a hacer a desgano. Van a ser como hizo La Cámpora en la primera vuelta con Scioli, no te vas a encontrar una militancia muy fuerte”, explican.

El otro punto que tiene la salida de Grindetti al terreno en busca de votos es que es el único que hoy puede mostrar el acompañamiento de Macri, quien en los últimos 20 días lo recibió dos veces y publicó fotos del encuentro.

Macri, que aún no define si va a competir o no para las presidenciales, sigue utilizando su caudal de votos para tocar a uno u otro candidato, pero por ahora no se definió por ninguno públicamente. Pero en un mundo en donde los gestos lo son todo, las fotos que muestra el intendente de Lanús parece darle una ventaja respecto del aval del líder de su partido.

“Falta y recién están empezando a caminar. A esto hay que sumarle lo que hagan los radicales que parece que encontrar un candidato y si se avanza en la idea de las fórmulas mixtas -uno del PRO y otro de la UCR-. Hoy, con la irrupción de Grindetti, cambia el tablero dentro del partido. Es un hombre cercano a Macri, amigo de Ritondo y conoce las debilidades de Santilli de cuando fue su jefe de campaña. Ahora hay que esperar para ver como todo eso se vuelca a la búsqueda de votos”, cierra un dirigente provincia que supo pasar por varios partidos y hoy está en las filas del PRO.

SEGUIR LEYENDO:

Cuánto hay que ganar para ser de clase media en la Ciudad de Buenos Aires

Cristina Kirchner alineó al bloque en el Senado y le dará prioridad a los pedidos de Sergio Massa

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba