Deportes

Pipo Gorosito defendió a Lionel Messi y desafió a Canelo Álvarez: “Lo voy a agarrar yo”

En varias ocasiones Néstor Gorosito elogió a Lionel Messi como deportista y también por cómo se maneja afuera de la cancha. Otra vez el entrenador de Gimnasia y Esgrima La Plata le tiró flores al capitán de la selección argentina y hasta bromeó con agarrarlo al boxeador Santos Saúl Álvarez, conocido como Canelo, quien se molestó con La Pulga por una supuesta falta de respeto a su país en el vestuario luego del triunfo (2-0) de la Albiceleste ante el equipo tricolor el pasado sábado.

“A Canelo decile que lo voy a agarrar yo”, respondió Pipo en una entrevista con ESPN. Aunque luego aclaró: “No, a Canelo no le digas nada que te caga a palos. Se lo voy a mandar a Cacho Borelli (ayudante de campo en Gimnasia). Si estaría Diego (Maradona) le diría ‘Segurola y Habana’”. Esto último, en referencia a la anécdota con la discusión entre el Diez y Julio César Toresani en 1995, el día que el Pelusa regresó a Boca Juniors y tuvo una agarrada con el Huevo.

Del duelo ante los aztecas, admitió que fue un encuentro cerrado hasta que Messi lo abrió con su gol: “Con el gol de Dios todos agarramos confianza y empezamos a jugar mucho mejor. Él constantemente le decía a los compañeros que estén tranquilos. Cuando entró Enzo (Fernández), Leo se metió más adelante”.

Del ex volante de River Plate, que marcó el segundo tanto ante los mexicanos, explicó: “Enzo es un 8 de los de antes que puede jugar de interno por la derecha e izquierda. Un muy buen pasador de pelota y llega a posiciones de gol. Te puede hacer jugar el equipo y en caso de que el interior no esté preciso, él puede llevarle la pelota”.

Sobre las críticas que recibió el equipo argentino tras la derrota ante Arabia Saudita, indicó: “Me da rabia porque es muy fácil hablar después de lo que sucede mientras el jugador y el entrenador tienen que solucionar todo cuando va sucediendo. Es muy fácil analizar si ya viste la película, en cambio el entrenador tiene que imaginarse la película antes de verla. Estos tres muchachos durante tres años y chirola nos dieron vuelta una situación. Ya perdimos un partido y ya tenemos que cambiar. No hay que hacer lo que hicimos 36 partidos bien”.

Pero también Pipo reconoció que hubo un exceso de confianza, no del entrenador Lionel Scaloni ni de los jugadores, sino del ambiente: “Éramos campeones antes de jugar. Nos preguntábamos quién iba a terminar segundo. Nos encontramos con una situación difícil de afrontar como el achique con línea de cinco. Nos dieron dos cachetazos y los que estuvimos dentro de una cancha sabemos que a veces cuando querés no podés”.

Estuvo en sintonía con Scaloni sobre las presiones que tienen los protagonistas. “Vos en cualquier parte del mundo cuando demostraste después podés perder un partido y las críticas son que ‘tuviste una mala noche o no estás en un buen momento ya vas a recuperar tu nivel’. En la Argentina pasás de un nivel extraordinario a ser un burro, un labrón. Eso hay que tratar de evitar. Para mí en ningún lugar del mundo pasa lo que ocurre en la Argentina. Estoy de acuerdo de que somos pasionales, de que tenemos que jugar bien a la pelota, que genéticamente junto a los uruguayos y brasileños somos medianamente buenos”, afirmó.

“Nosotros le gritábamos fracasado a Higuaín y hacía mil goles en todos lados y le hacíamos un meme. A Messi que no venga más. Hay que tomar consciencia, por este camino no nos va bien. Tenemos que cambiar todos y el hincha es difícil que cambie. El periodismo debería bajar un cambio y que no todo sea plata o mierda. Con la locura que se vive en la Argentina no se vive en ningún lado. Acá nosotros (DT y jugadores) le hacemos un gol y sentís alivio, no alegría. Es así porque si no ganás al otro día te matan. Más con todo lo que sufre la familia”, agregó.

Además, defendió a Cristian Romero luego de las críticas que recibió en el encuentro ante Arabia Saudita, en especial con el primer tanto de los asiáticos en el que no llegó al cierre. “El pibe no llega a tapar la pelota porque tiene tanta fuerza que se pasó. Y ya empezamos a decir que hacía mucho tiempo que no jugaba. Para mí no tiene nada que ver que no jugaba hace un mes”, esgrimió.

Sobre sus candidatos en esta Copa del Mundo, indicó: “Brasil, España, Francia y Argentina si remonta. Los europeos han hecho que los africanos no gambeteen y que los sudamericanos tampoco lo hagan. Todo pase y recepción. Me gustaron los coreanos. No me han gustado los demás”.

Por último, habló sobre el presente del equipo que dirige, Gimnasia y Esgrima La Plata, que atraviesa problemas económicos. Cuando le preguntaron si la pretemporada en Mar del Plata estaba en duda, respondió: “Sí. Pero yo me hago responsable del equipo, sin pretemporada no se puede jugar a la pelota. Dios quiera que podamos hacer la pretemporada. Les dije a los dirigentes que van a encontrar fidelidad de mi parte”.

“Hoy me junté con Mariano Cowen que es el nuevo presidente. Había firmado y les dije a dos clubes (uno de acá y otro del exterior) que tenía el compromiso ya firmado. La concha de la lora, siempre me vienen a buscar cuando tengo laburo. A mi nadie me dice ‘vení a laburar’ cuando no tengo laburo”, se lamentó.

Seguir leyendo:

El Kun Agüero bailó con un grupo de niños en Doha: el video que fue furor en las redes

Marcos Maidana se convirtió en tendencia por la pelea entre Canelo y Messi: la polémica frase que le adjudicaron y su respuesta

Chino Maidana provocó a Canelo Álvarez con un posteo en modo Messi que se volvió viral

Furioso respaldo de un periodista mexicano a las críticas de Canelo Álvarez a Messi: “Veo que es muy machito para patear nuestra camiseta”

Pablo Aimar, el alma sensible del cuerpo técnico de la Selección: las lecciones que aprendió de Bielsa y Pekerman, el valor de la camiseta y sus “mandamientos”

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba